Jefes de Estado, ministros de Medio Ambiente y otros representantes de 175 países respaldaron el miércoles una resolución histórica para acabar con la contaminación por plásticos y forjar un acuerdo internacional jurídicamente vinculante para finales de 2024.

Jefes de Estado, ministros de Medio Ambiente y otros representantes de 175 países respaldaron el miércoles una resolución histórica para acabar con la contaminación por plásticos y forjar un acuerdo internacional jurídicamente vinculante para finales de 2024.

La decisión Acabar con la contaminación del plástico: Hacia un instrumento internacional jurídicamente vinculante fue adoptada en la Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, celebrada en Nairobi, el máximo órgano mundial para preservar la salud de nuestro planeta. A la Asamblea le seguirá una sesión especial de dos días de duración para conmemorar el 50º aniversario del Programa, en la que se espera que los Estados miembros aborden cómo construir un mundo postpandémico resiliente e inclusivo.

La resolución «histórica» aborda el ciclo de vida completo del plástico, incluyendo su producción, diseño y eliminación.

Un instrumento internacional jurídicamente vinculante

«La Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, con el telón de fondo de la agitación geopolítica, muestra la cooperación multilateral en su máxima expresión», dijo el presidente de la Asamblea y Ministro de Clima y Medio Ambiente de Noruega.

La resolución establece un Comité Intergubernamental de Negociación que comenzará su trabajo este año, con el objetivo de completar un proyecto de acuerdo legalmente vinculante para finales de 2024.

A su vez, se espera que presente un instrumento jurídicamente vinculante, que refleje diversas alternativas para abordar el ciclo de vida completo de los plásticos, desde el diseño de productos y materiales reutilizables y reciclables.

También abordará la necesidad de mejorar la colaboración internacional para facilitar el acceso a la tecnología, que permita la realización del revolucionario plan.

El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) ha dicho que convocará un foro a finales de este año, junto con la primera sesión del Comité Intergubernamental, para compartir conocimientos y mejores prácticas en diferentes partes del mundo.

Triunfo del planeta Tierra

El documento que redacte el Comité se basará en un debate abierto apoyado por información científica. Este órgano informará sobre los progresos realizados a lo largo de los dos próximos años.

Por último, una vez concluidos sus trabajos, la agencia de la ONU convocará una conferencia diplomática para adoptar sus resultados y abrir el instrumento internacional a la firma.

«El día de hoy marca un triunfo del planeta Tierra sobre los plásticos de un solo uso. Se trata del acuerdo multilateral más importante en materia de medio ambiente desde el Acuerdo de París. Es una póliza de seguro para esta generación y las futuras, para que puedan vivir con el plástico y no estén condenados por él», dijo la directora ejecutiva del PNUMA. Inger Andersen añadió que debe quedar claro que «el mandato del Comité no concede a ninguna parte interesada una pausa de dos años», añadió.

Paralelamente a las negociaciones sobre un acuerdo internacional vinculante, la agencia de la ONU trabajará con cualquier gobierno y empresa que lo desee en toda la cadena de valor para abandonar los plásticos de un solo uso, así como para movilizar la financiación privada y eliminar las barreras a las inversiones en investigación y en una nueva economía circular.

La magnitud del problema que ha llevado a esta resolución histórica

La contaminación por plástico pasó de dos millones de toneladas en 1950 a 348 millones en 2017, convirtiéndose en una industria mundial valorada en 522.600 millones de dólares, según datos del PNUMA. Se espera que se duplique su cantidad, de aquí a 2040 (véase también el primer informe Global Plastics Outlook de la OCDE).

Los impactos de la producción y la contaminación debida a los plásticos son una catástrofe en ciernes en el contexto de la triple crisis planetaria del cambio climático, la pérdida de la naturaleza y la contaminación, dijo la agencia de la ONU.

La exposición a los plásticos perjudica la salud humana, y puede afectar a la fertilidad, la actividad hormonal, metabólica y neurológica, mientras que la quema abierta de plásticos contribuye a la contaminación del aire.